kurupí akärakú paraguay akärakú kurupí paraguay akärakú paraguay akärakú paraguay

KURUPÍ, ÚLTIMO BICHO PILINGÜE Y VELVET-MAKÁ-URBANIZADO KE HALA Y FALA EN ESTE BLOG SU SECRECIÓN LINGUÍSTIKA, ESE PORO'UNHOL (PORTUGUÉS 10 % ESPAÑOL 70 %; GUARANÍ PIKANTE 20 %) SERÍA EN EL FONDO DEFINIBLE COMO UN SAN CULOTTISMO POÉTIKO, GRITO A CALZÓN KITADO, PENE ERECTISMO FULL TIME, UNA FALANGE ANARKO-PARA-MILITAR DE LA LETRA, UNA ALUCINAZIONE PARANOKIA-KRÍTIKA DEL DAS KAPITAL YANKEE, Y SU MAYO DEL 68 UN TSUNAMI-YIYISMO SIN BOMBACHA PRA XUXU, UN BAILE DE SAN VITO TEVINANDÍ PAGUASU!!!

viernes, septiembre 19, 2008

Mafia gay en el Punk: bombástikas declaraciones de corte re-punk

Legs Mc Neil:
De repente era cool ser gay en Nueva yORK ALLÁ PÒR LOS 75, PERO esto ESTABA RELACIONADO A SUBURBANOS KE CHUPABAN PIJA E IBAN a diskos. "Disco, Disco, Duck"? Conmigo no.
Entonces la gente dijo:
"No, ser gay no vuelve a uno cool, sea gay o hetero".
La gente, claro, no aceptó esa actitud. Nos llamaron de homofóbikos.
I nosotros komo eramos deleznables respondimos:
"Jódanse todos".
Movimientos de masa simpre fueron caretas . Lo genial del punk fue rebelarse contra movimiento de masas. Fue un anti-movimiento, pues con la excusa de la masa viene toda esa gente kaigue i bobalikona ke kiere enseñarte lo ke tenés ke hacer y pensar. Culturalmente, el movimiento de liberación gay y movimientos afines fueron el comienzo de lo "politikamente correcto", lo que no pasaba de ser fascismo para nosotros. Verdadero fascismo.
John Holmstrom:
Empezó a circular por toda Nueva York una historia de ke la gente de Punk iba a largar un artículo exponiendo la mafia gay.
Todo el mundo empezó a decir:
" Mejor no meterse en eso si ustedes saben lo que les conviene".
Después Lester Bangs se negó a ke imprimiéramos el artículo.
No kería joder con su reputación. Pero en el fondo era puro bla bla bla. E imaginó algo más grande de lo que era. Pero terminó cagándonos, contribuyó para sakarnos del negocio. Una serie de lugares nom kerían más saber de nosotros después de eso. Nadie kería hablar ya con nosotros, ni tener nada ke ver en nada con nosotros.
"La revista Punk va a explorar la mafia gay", fue lo ke Lester, en un arranke bombástiko típiko de su estilo de escritura, contó a las personas. Y el rumor creció hasta apavorar a la muchachada toda, desde el Max's hasta más allá. Yo mismo no sabía muy bien ke era eso de la mafia gay. Era una broma, un desplante punkie, un bluff-í, que alguien había inventado soltándolo a lo zoltaN EL BÁrBARO perversamente. Mafia gay? No había mafia gay! Fue simple idea loka de Lester. Y la revista Punk pagó el pato.
de Please Kill me (Porfa, che jukamina), Legs Mc Neil & Gillian Mc Cain, 1996, traducción makaizada por Kuru Bogado.

No hay comentarios.: