kurupí akärakú paraguay akärakú kurupí paraguay akärakú paraguay akärakú paraguay

KURUPÍ, ÚLTIMO BICHO PILINGÜE Y VELVET-MAKÁ-URBANIZADO KE HALA Y FALA EN ESTE BLOG SU SECRECIÓN LINGUÍSTIKA, ESE PORO'UNHOL (PORTUGUÉS 10 % ESPAÑOL 70 %; GUARANÍ PIKANTE 20 %) SERÍA EN EL FONDO DEFINIBLE COMO UN SAN CULOTTISMO POÉTIKO, GRITO A CALZÓN KITADO, PENE ERECTISMO FULL TIME, UNA FALANGE ANARKO-PARA-MILITAR DE LA LETRA, UNA ALUCINAZIONE PARANOKIA-KRÍTIKA DEL DAS KAPITAL YANKEE, Y SU MAYO DEL 68 UN TSUNAMI-YIYISMO SIN BOMBACHA PRA XUXU, UN BAILE DE SAN VITO TEVINANDÍ PAGUASU!!!

jueves, enero 10, 2008

Tiempo de silencio

Ni "Nada" de la Laforet ni "Viaje a la Alcarria" de Cela ni "La ciudad de los prodigios" de E. Mendoza ni "Soldados de Salamina" de Cercas ni "Bartleby & cia" de Vila-Matas sino "Tiempo de Silencio" (1962) -del malogrado escritor-psiquiatra ibero-marroquí de floripondiadas frases incansables en su arrebato de ataque masivo que ama, bucea y mongolfiera màs allà del accidente de coche que le segara la vida de escritor singular- es uno de los tres libros que forman la tríada sagrada de la literatura peninsular en lengua castellana del siglo XX: los otros dos, claro, serían "Larva" de Julián Ríos y "La torre herida por el rayo", la novela de título tarótico-marsellés del pániko Fernando Arrabal (tambien norteafricano pues nació en Melilla)

2 comentarios:

bardamu dijo...

¿tanto así?
pues yo, ignorante, no he leído ninguna de las tres...

ema dijo...

Tiempo de silencio paradójicamente postula desde ella misma (como gran novela que es) que es posible hablar en tiempos de fascismo. Un texto en donde el cuerpo como lugar de intervención del estado se exhibe, también, como portador de poder. Hay algunos que mueren a des-tiempo... Y otros que hace tiempo deberían haber muerto siguen vivitos y coleando...