kurupí akärakú paraguay akärakú kurupí paraguay akärakú paraguay akärakú paraguay

KURUPÍ, ÚLTIMO BICHO PILINGÜE Y VELVET-MAKÁ-URBANIZADO KE HALA Y FALA EN ESTE BLOG SU SECRECIÓN LINGUÍSTIKA, ESE PORO'UNHOL (PORTUGUÉS 10 % ESPAÑOL 70 %; GUARANÍ PIKANTE 20 %) SERÍA EN EL FONDO DEFINIBLE COMO UN SAN CULOTTISMO POÉTIKO, GRITO A CALZÓN KITADO, PENE ERECTISMO FULL TIME, UNA FALANGE ANARKO-PARA-MILITAR DE LA LETRA, UNA ALUCINAZIONE PARANOKIA-KRÍTIKA DEL DAS KAPITAL YANKEE, Y SU MAYO DEL 68 UN TSUNAMI-YIYISMO SIN BOMBACHA PRA XUXU, UN BAILE DE SAN VITO TEVINANDÍ PAGUASU!!!

miércoles, febrero 28, 2007

LOS ÓSCAR EN EL KURU

Comentarios deshilvanados y caóticos a la entrega de los Premios Óscar vista en Canal 13 el domingo pasado. Allá van: 1) Siniestro Olimpo el de las deidades tutelares de Hollywood a juzgar por cierta homenajeada, cuyo nombre he olvidado por completo (según recién ahora me percato; excusas): sexagenaria como mínimo, probablemente aún más vieja, postulada como ideal de virtudes combativas A) por sus aportes a la industria cinematográfica estadounidense (haciendo no sé qué cosa empresarial muy importante, del tipo que requiere muchísimo dinero y que genera aún más) y B) por su labor humanitaria al frente de no sé qué cosa de lucha contra el cáncer (huevada a la que se consagró después de que le diagnosticaron ídem a su madre —señora que supongo será una especie de ancestro mitológico tan antiguo como las ruinas de Kaddath la Sarnosa que brillan con palidez de lepra bajo la luna gibosa que luce su doble cuerno en las tinieblas de la noche primordial—). La homenajeada, especie de criatura de un Dr. Frankenstein que además de científico “loco” fuera estilista (loco), modisto (loco) y personal trainer (loco), paseó con aires de “heroica dignidad” ante las cámaras su irreprochable armazón cosida a golpes de peelings, “bótox” (¿?), liposucciones, step, “macrobiótica”, Nutrasweet, brushing, feng-shui, liftings, anfetas, “pilates”, “chocolate caliente para el alma” y vaya uno a saber qué otras delicias, tan auroleada de cristiana caridad que parecía una Madre Teresa, pero fashion, es decir, superando de lejos a la otra vieja esa de Calcuta, que, sin ser en absoluto más humanitaria, sí se vestía en cambio muchísimo peor. 2) Semejante a la citada, es decir, presentada también como mujer admirable y casi como digna de canonización (y qué tanto, por último, si hasta al mismo Escrivá lo hicieron santo) A) desde el punto de vista de la moral y B) desde el punto de vista de la moda (al fin y al cabo son la misma cosa), y, al igual que ella, más fea que la coima pero lo bastante “producida” y “trabajada” como para producir en el espectador medio la ilusión de la belleza, o, por lo menos, de algo tan parecido a la belleza que nadie notaría el truco: ladies & gentleman, estoy hablando de Celine Dion. Horrible, yendo más allá de lo físico, por su papel de “mujer sufriente y virtuosa”. Dicho sea de paso, la cantante No-sé-cuántos Etheridge (excusas de nuevo; hoy mi memoria está peor que nunca con su maldita manía de olvidar todo lo que sea demasiado estúpido), supuestamente más “under” que la Dion (la “rocker” versus la “pop”, guaú), es más del mismo estofado: sólo se diferencian en las muecas, los compases y el vestuario, como todo producto que basa su costo en su “imagen de marca” para que sea rentable, porque en realidad no vale un peso. Ante “música” así, el melómano piensa en tirarse del sexto piso dejando la carta para el “Sr. Juez” que todo suicida bien educado deja, con la frase póstuma: “Aguante K-chiporros”. 3) Ésta se presentó como la edición de los Óscar “más diversa” hasta hoy, con más “diversidad” hasta la fecha, esto es, con nominados de todos los colores, pelajes, nacionalidades y culturas y con el papel de “anfitrión bufo” en manos de una humorista lesbiana, entre los rasgos de “ecumenismo”, por así decirlo, que recuerdo ahora. No voy a explayarme hoy mismo sobre este asunto de lo “diverso” y sus otros temas concomitantes, porque confieso que no lo he “rumiado” aún lo suficiente y prefiero no arriesgarme a aventurar un disparate excesivamente estrafalario, pero, por el momento al menos, o a título de adelanto, me permitiré hacer la observación de que, prima facie, tanta “diversidad” presentaba en más de un sentido una apariencia sumamente homogénea. 4) Peter O’Toole. Poco puedo decir, pues por más que carburo aún no entiendo un pito. He considerado la posibilidad de que me falten elementos de juicio sobre el caso. Quiero decir que tal vez haya algo que yo ignoro en relación con ese notabilísimo, extraordinario actor que es Peter O’Toole. Se trata de una ignorancia muy probable, porque no suelo leer biografías ni revistas de esas que traen reportajes a actores famosos, etcétera. Podría existir algo en relación con O’Toole capaz de volver improcedente por alguna razón el concederle el Óscar, premio al cual tantas veces fue nominado en vano. No sé, algo capaz de repercutir desfavorablemente sobre la opinión pública en caso de que al viejo O’Toole se le otorgase ese demorado (y ya prácticamente imposible, según las apariencias) Óscar. Pero en lo que a mí respecta todo esto es pura especulación gratuita, porque carezco casi totalmente de elementos de juicio. Con esa fragilidad de los ancianos realmente ancianos, cuya piel se vuelve como de papel, el inglés parecía en la pantalla, el domingo pasado, tener escasas posibilidades de asistir a muchas ceremonias como ésta en el futuro. Espero que al viejo O’Toole el Óscar, que a fin de cuentas no es un premio de la crítica sino que representa más bien a los productores y que por ello, además, está asociado al “éxito” en su sentido más trivial y corriente, que es el comercial, no le importe demasiado. Sobre todo porque, a partir de ahora, el problema principal ya no será que el Óscar pueda llegar a O’Toole, sino que O’Toole pueda llegar al Óscar. 5) Saludo a la bandera tricolor: no podemos dejar sin comentarios el desempeño de nuestra fauna local. Mario Ferreiro representaba el “sentido común cinematográfico”, digamos. Su punto de vista era el del individuo promedio. Es decir, no el del que espera que le den el Óscar a una película porque le ha gustado sino más bien el de ése al que le gusta una película porque sabe que ha recibido un Óscar o porque tiene muchas nominaciones (“ése”, sumado a sus prójimos se traduce en la palabra “todos”, si se quiere con un “casi” por delante. Y, por supuesto, no sabe que es por eso por lo que le gusta la película que le gusta —ni nada de lo que le gusta—. Si lo supiese, podría suceder que, con algunos otros aportes adicionales, viento a favor, Saturno en la casa de Júpiter y un poco de tiempo, audacia y sacrificio, nuestro orden económico y social se fuese al mazo. Realmente eso sería maravilloso, qué duda cabe. Pero seguramente no va a pasar. Por poner un ejemplo, en este punto, ese espectador medio está tan convencido de que le gusta lo que le gusta porque es libre y su criterio es ídem y es sólo suyo y hasta “originalísimo”, etcétera, que toda insinuación en contra lo insultaría como una ofensa digna de multa y cárcel no sólo contra él sino también contra la democracia, la ciudadanía y todas esas cosas. O bien coincidiría y diría: “Sí, qué bárbaro, qué bruta es la gente”, considerándose a sí mismo una excepción. Muchos de los que leen este “post” lo están haciendo en este mismo instante. Cierro esta digresión porque se sale ya demasiado del tema y empieza a volverse comprometedora.) Quizá no sea un mal papel el de representante de las masas; de todos modos, alguien tiene que cumplir con los valores democráticos. Su compañera de esa noche de domingo ante las cámaras del “canal de la suerte” (el 13), Tania Domaniczy (espero que se escriba así), por su parte, a nadie podía representar puesto que nada lograba decir, y si algo articuló lo que articuló fue algo carente de lo que vulgarmente se denomina “sentido”, consistiendo las alocuciones de esta presentadora en su mayor parte en instantáneas reproducciones mecánicas de frases sueltas que el señor Ferreiro acababa de emitir, frases que por su parte tampoco merecían precisamente un da capo. La señorita Domaniczy se movió con gran desenvoltura en todas y cada una de las múltiples formas de la dislexia, la tartamudez, la afasia y la ecolalia, ofreciendo a la audiencia luminosos ejemplos del vasto catálogo de los variados trastornos del habla y la ideación, para finalmente sumirse en el broche de oro de un contundente mutismo, que fue lo que mejor le salió. Sin duda, es lo bastante hermosa como para poder guardar silencio por todo el tiempo que ella lo desee, y si la locución es una parte importante de un programa, no hay que desdeñar tampoco la función que en él cumple el decorado. Pero no hay que ser tan duros. Cerremos tanto divague al menos con un piropo: si Mario Ferreiro no decía otra cosa que los previsibles y trillados tópicos que habría dicho cualquier espectador medio, de clase media y con cerebro medio (“medio atrofiado”, completaría un bromista), Tania Domaniczy, que es en realidad una mujer muy hermosa, frente a su democrático partenaire representaba la belleza, que, al menos según Wilde, es una “aristocracia de la naturaleza”. Los millones de dólares de la Madre Teresa fashion cuyo nombre no recuerdo, o los de la Dion (o, digamos, para enfurecer un poco a la platea, los de Penélope Cruz, cuyo labio superior está demasiado próximo a una nariz que sólo cabe calificar de ganchuda, o los de Angelina Jolie, con su boca de bife de chorizo, innoblemente carnosa y colgante… ¡Calma, calma, aplaca tus iras, pueblo! Ya sé que esta opinión es insólita, y encuentro natural que choque y hasta que escandalice a muchos; prometo que algún día la explicaré con más detenimiento; hay una especie de “teoría” detrás de su apariencia de boutade meramente “epatante”, lo aseguro. Por el momento, para ir cerrando ya esta petit nota, dejémoslo ahí. Sólo por el momento, lo prometo), esas mujeres, con sus millones de dólares, como les iba diciendo, pueden confundir al ojo ingenuo y arrojar dudas sobre su fealdad, o hacer incluso que ésta sea olvidada, o hasta lograr que se vuelva invisible para la mayoría, pero, para proseguir con nuestra analogía sociológica alusiva al papel democrático de Ferreiro y a la, conforme a Óscar (como el premio) Wilde, aristocrática condición de Domaniczy, la nobleza comprada con dinero ha sido siempre una nobleza espuria.

Cine y Mariguana

  • Tetona
  • VANITAS

    Leo que en una carta del 27 de octubre de 1888, dirigida a A. S. Souvorin, Antón Chéjov expresa: ”Todo lo que he escrito hasta ahora es basura en comparación con lo que me gustaría escribir y escribir apasionadamente… Los temas que descansan en mi mente están molestos, celosos de lo que he escrito. Me temo que la basura es lo que ha salido y las cosas mejores se han quedado tiradas… Todo lo que escribo ahora me disgusta y me aburre, pero lo que se queda en mi mente me interesa, me entusiasma y me mueve…” No me parecen en lo absoluto extrañas las palabras del gran narrador ruso. Suele ser un lugar común en los escritores el nombrar las obras maestras que tienen bullendo en la cabeza y que circunstancias múltiples impiden que salgan al mundo a través de la pluma. Entonces recuerdo que en su relato El Milagro Secreto, refiriéndose a su personaje Haromir Hladík, Borges afirma: “Como todo escritor, medía las virtudes de los otros por lo ejecutado por ellos y pedía que los otros lo midieran por lo que vislumbraba o planeaba”. Y allí nomás me viene a la cabeza aquella frase del Eclesiastés: “Vanitas vanitatum, et omnia vanitas”.

    60 años amontema?

    The New York Times lo llama “el obispo de los pobres” En una larga entrevista en el prestigioso diario estadounidense The New York Times, bajo el título “Un popular obispo católico desafía la hegemonía del Partido Colorado”, monseñor Fernando Lugo, reitera que su incursión en la política tiene por finalidad ayudar a cambiar el sistema de poder hegemónico del Partido Colorado que responde a los intereses de un pequeño grupo de privilegiados en detrimento de la mayoría de la población. fuente:
  • ObispoRojo
  • martes, febrero 27, 2007

    Extractos de diarios de Eisenstein sobre abortado plan de filmar lo infilmble

    Diario de Eisenstein 12 de Octubre 1927: Está decidido, vamos a filmar El capital con base en el guión de Karl Marx –única salida formal posible… 13 de octububre 1927: …Más allá del drama, del poema y de la balada en el cine, Octubre presenta una nueva forma de obra cinematográfica –una compilación de seáis sobre la serie de temas que componen Octubre. Admitiendo que las sentencias citadas tienen importancia para toda obra, la forma de un filme discursivo, más allá de una renovación interesante de los procedimientos, provee igualmente su racionalización en la óptica obenerwähnter (citado ut supra, en alemán). Ya nos encontramos aquí en presencia del cine-perspectivas enteramente nuevas y de algunas iluminaciones sobre las posibilidades que serán rematadas en la nueva obra: «El Capital», según el libretto de Karl Marx. Un cine-tratado. 8 marzo 1928: Ayer pensé mucho en El Capital. En la estructura de la obra que surgirá de la metodología del cine-palabra, cine-imagen, cine-frase, metodología descubierta hace poco, con base en los “dioses” (secuencia usada en Octubre). Variante intermediaria del trabajo. Partir del desarrollo trivial de una acción cualquiera. Por ejemplo, la jornada de un hombre. Minutieusement (minuciosamente, en francés, el original) narrada, a la manera de un esbozo que da origen a digresiones. Únicamente para ese fin. Únicamente como pretexto para el desarrollo de las ramificaciones de la naturaleza asociativa de todas las fórmulas, generalizaciones y de los postulados sociales de El Capital. Generalizar en nociones los hechos fortuitos que son presentados (será puro primitivismo, sobretodo si pasáramos de la falta de pan en la fila de una panadería para la crisis del trigo y el mecanismo de la especulación. Partir, al contrario, de un botón de ropa y llegar al tema de la superproducción ya es más propio y más elegante). En Ulises de Joyce hay un capítulo notable de ese tipo, escrito a la manera escolástico-catequizante. Se hace la pregunta y se recibe la respuesta. El tema de las preguntas: como encender un calentador de aceite. Y las respuestas son del orden metafísico. 17 marzo 1928: En lo que se refiere al materialismo histórico aclimatado a nuestros días, es preciso que yo descubra en El Capital equivalencias actuales para los momentos de ruptura de las épocas pasadas. Por ejemplo, el tema de los tejedores destructores de máquinas debe ser mostrado por un shock en sentido contrario: el tranvía eléctrico en Shangai y los millares de coolíes, que aquel privó de pan, acostados sobre los rieles- para morir (…) 6 abril 1928: El primer esbozo-dibujo estructural de El Capital es el siguiente: se parte del encadenamiento de un acontecimiento no-relativo cualquiera. Digamos, la jornada de un hombre, o algo aún más insípido. Los anillos de la cadena son los puntos de partida de la formación de asociaciones, que, por si mismas, posibilitan el juego de los conceptos. Fue de la manera más constructiva posible que llegué a la idea de una intriga tan banal como esa. Una asociación implica una causa motriz inicial. Establecer el conjunto de esas causas, sin las cuales “no hay con qué” asociarse. La abstracción máxima de la noción propuesta refulge con más brillo cuando el concepto se presenta como ramificación de algo dotado de la máxima concreción, de algo bestial-banal, hay en el Ulises un pasaje similar, que vira en auxilio de la forma propiamente dicha (...) Joyce puede ayudarme en mis propósitos: del plato de sopa a los navíos ingleses hundidos por Inglaterra. En el estadio siguiente, la concepción de El Capital se desdobla en un ensayo visual de abordaje dialéctico. Estilísticamente se trata de una línea argumentativa cerrada sobre sí misma, en la cual cada tema sirve como punto de partida para un contenido ideológico cerrado, a pesar de ser materialmente disociado al máximo –estableciendo con eso el máximo contraste. Cabe al último capítulo descifrar dialécticamente esta historia, sin el auxilio del verdadero tema. Eso dará un bello barniz estilístico a la obra en su conjunto. Obviamente todo lo que fue expuesto es perfectamente imaginable aun en ausencia de un tal encadenamiento. Entretanto, en el plano paradojal, un pequeño pasa para atrás que se aleja de la forma-límite confiere siempre más agudeza al brillote la estructura. Así, en Sabio (Segunda escenificación teatral de Eisenstein, basada en al obra de Ostrovski, en la cual se halla inserto su primer ensayo cinematográfico El Diario De Glumov de 1923), es importante que no se trate simplemente de una revue sino de Ostrovski revisitado! Tales puntos de partida podrían ser introducidos de un modo absolutamente diferente. El último capítulo trata de la lucha de clases, y será preciso arquitectar la historieta en función del máximo de rentabilidad de su explicitación dialéctica. Como consecuencia, los elementos de la propia historiette serán sobretodo ellos, que, bajo la forma de trocadillos, darán impulso a la abstracción y a la generalización (trampolines mecánicos para ejemplos de una actitud dialéctica de cara a los fenómenos). Por ejemplo, como el lado “buena doña-de-casa” de la mujer de un trabajador alemán constituye, en el contexto de Alemania, el mayor de los males y el más poderoso obstáculo a la explosión revolucionaria. La mujer de un trabajador alemán jamás dejará a su marido sin un alimento caliente –totalmente hambriento. Este es su gran papel negativo, freno a la apertura social.En nuestra historia eso podría figurar como la “una sopa rala bien caliente”. Único gran peligro: caer en tonterías por exceso de simplificación –eso es fácil. 8 marzo 1928 ¡El Capital será dedicado oficialmente a la Segunda Internacional! ¡Como ellos quedarán “felices”! Pues es difícil imaginar un ataque más feroz a la social democracia, en todos sus dominios, de lo que lo hace El Capital. El lado formal será dedicado a Joyce (…) Fuente: Iskousstvo Kino, revista soviética, 1973 Nosotros hicimos una traducción rápida y graciosa desde el suplemento de la Folha de Sao Paulo Mais!, del número del domingo, 27 agosto de1995

    Postales pra venenos de Kanese

    Postal de Jean Andreu dando buena onda al libro "La conspiraciòn..." y como vermuth al próximo kapitàn kanesù: "Venenos"(Jakembó editores,marzo,2007)

    lunes, febrero 26, 2007

    Tadeo Zarratea habla sobre el guaranì

    La ley reglamentará la utilización de uno y otro”. Y esta ley es muy necesaria para iniciar la construcción del estado bilingüe. Esa ley debe crear la Secretaría de Política Lingüística, y una academia para la lengua guaraní. Tampoco el Parlamento se preocupa por dictar las leyes en ambos idiomas oficiales del Estado y con ello cada cual viola la Constitución. El poder judicial, a su vez, no toma la iniciativa de bilingüizar los procesos judiciales. Sigue traduciendo al castellano las declaraciones que testigos y litigantes formulan en guaraní en grave perjuicio de la fidelidad. La mayoría de mis colegas no están capacitados para llevar adelante un proceso en guaraní, ni para transcribir en guaraní la declaración de un procesado o testigo. La Corte Suprema no tiene ninguna iniciativa en este sentido. Por su parte, el Poder Ejecutivo, que es el responsable del sistema educativo nacional, tiene al idioma guaraní en total descuido.¿Cómo está planteada la enseñanza del guaraní en las escuelas actualmente?-Dentro de un plan de educación bilingüe absolutamente inconsistente que hace agua por todos sus costados. Es un fracaso. Sirve solamente para dar pánico al estudiante y llevar a la hilaridad a los padres que miran los cuadernos de sus hijos; es decir a los padres que son hablantes. El resultado es una rápida transferencia del guaraní al castellano. El plan no es siquiera de mantenimiento del guaraní; es de sustitución y por tanto, de clara traición al idioma guaraní. El resultado está la vista, es desastroso. ¿Por qué se adopta ese sistema?- Creo que por dos razones: por ignorancia y mala fe. Entiendo que dentro del equipo técnico del MEC existen dos tipos de personas: los que quieren hacer bien las cosas y no tienen capacidad, y los que decididamente trabajan para volver el sistema educativo al monolingüismo: estos son los castellanistas infiltrados. Contribuye también la falta de preparación de los profesores cuya formación, en su mayoría, es pésima. Falta además una definición de la política lingüística. Falta una institución que con autoridad científica resuelva los problemas internos del idioma guaraní, que son muchos. Pero, sobre todo, falta la definición del modelo de lengua; esto es, cuál dialecto del guaraní enseñar, porque el guaraní tiene siete dialectos dentro del Paraguay, veintiuno dentro del Brasil y no sé cuántos en Bolivia. Existe en nuestro país el estereotipo de que el guaraní es una lengua no dialectalizada; ni los profesores del idioma admiten la existencia de otra variedad de esta lengua; el paraguayo cree que el guaraní que habla es el único que existe en el mundo, porque nunca ha ido a hablar con los mbya ni con los pai tavytera, ni con los otros grupos indígenas que existen dentro del país. Por eso es importante que se defina el dialecto guaraní que se debe enseñar, y yo creo que el dialecto que se debe enseñar es el guaraní paraguayo. ¿Cuál es la diferencia entre el guaraní paraguayo y el guaraní escolar? ¿Acaso no es lo mismo?- No. Son absolutamente diferentes y la diferencia consiste en los siguientes aspectos:1. El guaraní paraguayo es un dialecto del idioma. El guaraní escolar es un sociolecto de los mbo’e hára.2. El guaraní paraguayo es un instrumento de comunicación de todo un pueblo. El guaraní escolar es un engendro que no sirve para comunicarse. 3. El guaraní paraguayo se habla mucho y se escribe poco. El guaraní escolar se escribe, pero no se habla en absoluto. 4. El guaraní paraguayo todavía tiene cierto futuro. El guaraní escolar no tiene ningún futuro. 5. El guaraní paraguayo es una lengua mezclada, porque el paraguayo es mestizo no solo de etnia, sino también de cultura; por ello, su guaraní admite una importante carga de hispanismos. Por su parte, el guaraní escolar es un sociolecto sin mezcla, que pretende ser puro, pero resulta ser artificiosamente repurificado. 6. El guaraní paraguayo es el producto natural de cinco siglos de historia de transformaciones del guaraní karió, el dialecto que fuera de los indígenas asuncenos, los que “pactaron la alianza” e iniciaron el mestizaje. Por su parte, el guaraní escolar es el producto de cuarenta años de errores en el enfoque lingüístico; se inició con la equivocación del Dr. Decoud Larrosa, quien creyó que se podía restaurar el guaraní paraguayo por medio de la recuperación de los arcaísmos y la creación de “neologismos de gabinete”; en consecuencia rechazó la carga de hispanismos que tiene nuestro guaraní. Ese error, cometido de buena fe, absolutamente humano, no fuimos capaces de corregir por falta de apertura hacia la ciencia del lenguaje, el dogmatismo y la pontificación de Decoud.¿La Reforma Educativa en el tema del guaraní es efectiva?- No tengo idea de lo que es la Reforma Educativa. Solo puedo decir que de haber existido es un fracaso y lo digo en base a una observación absolutamente empírica; yo mido la eficacia de la enseñanza a través del producto. En la universidad yo recibo a bachilleres supuestamente bilingües, que no saben leer ni escribir en castellano ni en guaraní. Una carta a su madre que les pido que escriban, comienzan con minúsculas; sus errores ortográficos son innumerables, no tienen idea del uso del punto y de la coma. Son analfabetos académicos. Sobre las grafías que se utilizan, casi arbitrariamente en nuestro país, ¿ya existe acuerdo?- El verdadero mérito de Decoud es su contribución a la consolidación del alfabeto guaraní moderno, diferente del alfabeto castellano. Sobre este punto también existe un estereotipo: la gente cree que un idioma se puede escribir con el alfabeto de otro idioma y eso es falso. No se puede escribir el guaraní con el alfabeto del castellano y este alfabeto guaraní que hoy se utiliza en el sistema educativo aprovecha todos los signos o letras del castellano que se puede utilizar, pero el corpus fonético o conjunto de fonemas del guaraní exige la adopción de letras con valores fonéticos distintos, como el caso de la /Y/ de la /J/ y la /H/ con sonido, o la eliminación de la /c/ con generalización de la /K/. Sin embargo, este alfabeto es insuficiente para escribirse con él el guaraní paraguayo, necesita de cuatro letras más: /F/, /LL/, /D/ y una letra para representar el sonido de la jota española, y que yo propongo hacerlo con /X/. También existe una letra que sería conveniente cambiarla, es la /CH/ por la /SH/. Lastimosamente en el Congreso de Montevideo de 1950 nadie propuso esta letra. El padre Guasch propuso para el efecto la /X/, que fue rechazada por la escuela Decoud, por inapropiada. ¿Cómo la literatura puede acompañar el desarrollo del guaraníen el Paraguay?- La literatura es efectivamente la que a la larga va a resolver todos los problemas del guaraní, pero se necesitan de escritores que asuman el guaraní paraguayo y que escriban prosas, no poesía; la poesía no pone en ejercicio el idioma en uso y sus signos lingüísticos son arbitrarios, porque mayoritariamente son metafóricos. Los poetas pueden darse el lujo de ser “puristas”, pero yo no, porque soy prosista; soy cuentista y novelista, y tengo la necesidad de escribir como habla la gente; tengo el deber de ser fiel al idioma de mi pueblo. Por ello insto a los escritores jóvenes a incursionar en el mundo del cuento y la novela asumiendo el dialecto guaraní paraguayo. Repito, el guaraní escolar no tiene futuro. ¿Hay algún escritor que pueda servir de modelo?- Solo Carlos Martínez Gamba, y si quieren otros, que lean mis obras. Nadie más. La prosa de los puristas no tiene futuro. El pueblo la despreciará.¿Puede el guaraní ser un idioma del Mercosur y estar a la altura de los otros dos oficiales o de trabajo? - Puede que algún día, cuando sea normalizada; cuando sea asumido en primer lugar por el Estado paraguayo como lengua oficial; cuando las leyes del Paraguay se dicten en guaraní, cuando tengamos capacidad de proveer traductores instantáneos al Mercosur; cuando el guaraní paraguayo readquiera su terminología política, de la cual ahora carece. Por el momento no tiene condiciones, salvo que simbólicamente y por respeto al Paraguay, sea declarada lengua oficial del Mercosur, porque es una de las lenguas oficiales del Paraguay, aunque la clase política paraguaya no la asuma. ¿Y cuál es la actitud de la clase política con respecto al guaraní?- De la más absoluta desidia. Nuestra clase política puede ir al teatro del Banco Central a disfrutar de las canciones cantadas en guaraní en una velada de cuatro horas y gozar intensamente con ella, pero no es capaz de mover un dedo por el idioma. Nada hizo hasta ahora, a pesar del mandato constitucional. Son los principales responsables de lo que se ha dado en llamar el “apartheid” lingüístico paraguayo, de la segregación, de la marginación total del guaraníhablante. Pero muchos de los parlamentarios son de tierra adentro. - Sí, pero son los menos consecuentes. Nunca van a tomar la iniciativa de hacer algo por el idioma. Ganan sus bancas a través de discursos formulados en guaraní, pero en las cámaras del congreso no son capaces de utilizar. ¿No será esto fruto del complejo de inferioridad?- Creo que sí. Los paraguayos tenemos un profundo complejo por hablar un idioma indígena, en vez de sentir orgullo. Es como consecuencia de nuestra cultura colonialista; mentalmente seguimos siendo colonia. No hemos tomado conciencia de los doscientos años de nuestra independencia. El común de la gente condena por esto a España, reino que no deja de tener culpabilidad, pero la verdad es que doscientos años son suficientes para descolonizarnos. Sin embargo, en ese lapso se ha hecho más daño al idioma y la cultura guaraní que en los 300 años anteriores. Gobiernos paraguayos fueron los que declararon la extinción de los 21 pueblos de indios, que permanecieron durante toda la colonia con cultura, idioma y gobierno exclusivamente guaraní. ¿Por qué no lee en guaraní el paraguayo? - Porque no se le ha enseñado. Para leer y escribir el individuo debe ser enseñado. Nadie aprende por generación espontánea o mejor dicho en forma autodidacta. Sabemos que el guaraní fue prohibido en las aulas durante la mayor parte de la historia del Paraguay. Ingresó hace apenas cuarenta años y para desgracia, con el enfoque lingüístico equivocado, y en una etapa equivocada del proceso escolar. Se introdujo primeramente en la enseñanza media, cuando un idioma nuevo debe introducirse en la primera etapa, en el preescolar, si es posible.
    Fuente y entrevista completa en:

    Los caballeros las prefieren rubias. ¿Y los monos?

    El Dr. Bloom leyó el Teorema de los Infinitos Monos y quiso ponerlo en práctica, id est, demostrarlo. La parte de matemática probabilística lo desbordaba, pero entendía lo esencial del asunto: infinitos monos puestos a golpear un teclado al azar podrían escribir, con el tiempo, una obra de Shakespeare. Aprovechó su amistad con el director del Zoológico de Asunción para lograr que metieran a la jaula de los monos varias máquinas de escribir y gran cantidad de hojas de tamaño oficio. Los resultados no fueron los esperados. Luego de tres meses, los monos no habían combinado ni siquiera una línea del cisne inglés. Aunque, eso sí, uno de ellos –el que, paradójicamente, lucía menos intelectual– escribió el Tamerlán completo y otro mono tecleó la escena III del quinto acto de Eduardo Segundo. El impaciente Dr. Bloom y los monos dactilógrafos, unidos en su anglofilia.
    Concluye Bloom: "La teoría no se sostiene. Los monos prefieren a Christopher Marlowe, el que, dicho sea de paso, escribió obras de una belleza casi shakespeareana".

    domingo, febrero 25, 2007

    La juventud fracasada de un Nóbel

    Acabé de leer Juventud, la novela de J.M. Coetzee editada por Mondadori con sendos elogios recomendatorios de Azúa y Marías en su contratapa, y reimpreso por la filial kurepa en tapa duo tono una de ellas fue la que he comprado en semi-ganga de una librería shopinesca...
    El humus de Coetzee es el sentido común al modo británico, aunque él lucha contra el fantasma de su linaje afrikáner, neerlandès, protoicapitalista, puritano. Es el fracaso en el amor y en la poesía del Nòbel en su juventud buscando establecerse en un Londres pre-swingging London. Su fracaso nos aburre por su incoherencia con su prestigio actual de escritor nobelado y exitoso. Una mirada que jamás pretende distorsionar un orden burgués de common sense no puede gustar jamás a un lector de literatura moderna. La claridad de la expresión en una tercera persona objetiva tratándose de un libro de memorias más que atenuar la impresión de tedio, la realza, pues claridad y orden estable y conocido van de la mano generalmente. acá vale lo de Platón: reconocer una obra es remitirla al pasado, a lo ya conocido, por ende su virtud, si la tiene, es redundante, pegajosa, superflua. Cada vez más estamos convencidos que nos gustan los libros no bien escritos o perfectamente acabados a la manera de un clasicissmo estètico nostágico sino aquellos que portan una atmósfera o un clima que cuestiona el establishment que sufrimos, cuando nos habla al inconsciente ya sea de forma caótica o fragmentaria, con una estètica pobre o informal pero jamás con la punta de lanza del gran estilo. Eso es para ingenuos, es decir, para ciegos de la realité, nosotros, cínicos hasta la pudibundez soñamos con aquellos libros de nuestra adolescencia y juventud (lambareña, nunca londinense, aunque un tema que se insinua pero jamás s edesarrola en el libro es el motivo d ela traición a la famailia, a la tradición, a la patria, a los ancestros todo por la esperanza d eser un triunfador en la gran city) que nos hablaban no con la claridad de las obras redonditas sino con esa fraternidad de espíritu discreta tímida que comprende a los suyos. Ya sabemos cuales son los libros que merecen ser premiados por el mercado, y el sudafricano encaja a la perfección en este último patrón estético. Nosotros volvemos la espalda a este tipo de libros que basan todo su arte con nociones tomadas por la generalidad como eternas e inmutables, por ejemplo, llas del fracaso y el éxito. Preferimos la imperfección sincera a la brillantez y claridad del sentido común que se autolegitima con sus premios literarios.

    sábado, febrero 24, 2007

    El roperito del presi

    DE PERIODISTA POBRE A POLÍTICO MILLONARIO
    Interrogantes sobre la fortuna del presidente Duarte Frutos
    Por Andrés Colmán Gutiérrez "Ser periodista es la manera más divertida de ser pobre", le gustaba decir al recordado colega Fernando Cazenave, ya fallecido. Quizás por eso, de un tiempo a esta parte hay una buena cantidad de personas que decidieron abandonar el periodismo y dedicarse a oficios más rentable. La política, por ejemplo. Fue justamente Cazenave quien a principios de los años 80, cuando era Jefe de Redacción de Última Hora, decidió darle una oportunidad a un dinámico y talentoso joven ovetense, a quien conoció cuando relataba partidos de fútbol en la radio Difusoras Caaguazú de Coronel Oviedo, y le ofreció un puesto de redactor en la sección deportes de este diario. Por si todavía no lo adivinaron, el periodista pelotero se llamaba Nicanor Duarte Frutos. Apareció un buen día, con su porte provinciano y su guaraní popular, y rápidamente se ganó el aprecio de la mayoría de los compañeros de ÚH. El veterano Alejandro Noguera, secretario de redacción, lo apodó jocosamente "campesino". En poco tiempo pasó de deportes a otras secciones: interior, sucesos, política... Nica vivía en una modesta pieza alquilada y, mas de una vez, algún colega recuerda que tuvo que prestarle dinero para su pasaje en ómnibus. Hay una pintoresca anécdota, casi leyenda urbana, que retrata la franciscana pobreza en la que nos desenvolvíamos los periodistas. Un día, Duarte Frutos tuvo que mudarse de la pieza en que habitaba, y le pidió a otro compañero que le ayude a transportar su mudanza... en su motocicleta. "Pero, ¿cómo vamos a hacer una mudanza en una moto?", protestó, sorprendido, el colega. "Profesor... ¡mokói bolsónteko la arekóva! (solo tengo dos bolsones)", respondió irónico el ovetense. Dicho y hecho, la mudanza se efectuó a bordo de la moto, en un solo viaje. Cuando estaban saliendo, Nica le dice a su transportador: "Eha`arômi, che resarái che roperogui" (Esperame, me olvidé de mi ropero), y volvió a entrar a la pieza. El colega quedó preocupado: ¿Cómo iban a llevar un ropero en una moto?. Pero Nica sale con un trozo de cuerda en la mano. "Kóa ha`e la che ropero, ko`ápe amosaingo la che ao (este es mi ropero, aquí cuelgo mi ropa)", le aclaró. El sueño de la presidencia Aquel periodista humilde, joven e inquieto, que supo ser un ilustrado y crítico columnista durante los últimos años de la dictadura stronista, tenía sin embargo una obsesión por la política. "Algún día voy a ser presidente de la República", se le oyó decir, más de una vez. Ya mantenía contactos estrechos con el sector contestatario del coloradismo. Cuando cayó la tiranía en 1989 y asumió como presidente el general Andrés Rodríguez, no dudó en aceptar una invitación del entonces dirigente renovador Angel Roberto Seifart, para abandonar definitivamente su trabajo como periodista en ÚH y unirse a su gabinete en el Ministerio de Educación. ¿Cuánto tiempo ha pasado desde entonces? ¿Cuántos sueños, cuantos desengaños...? Hoy, Nicanor Duarte Frutos lleva más de tres años como presidente de la República y junto a su experiencia como caudillo político también ha aumentado increíblemente su fortuna personal. En 1999 declaró ante la Contraloría que tenía un patrimonio de 773 millones de guaraníes. En otra declaración realizada en 2003, admitió que el valor de sus bienes había aumentado a 2.200 millones. Es decir, en solo cuatro años, incrementó sus fortuna en 1.427 millones de guaraníes. ¿Cómo hizo...? Aparte de lo declarado oficialmente por el presidente como su patrimonio, hay circustancias que merecen, al menos, una investigación profunda por parte de la Fiscalía, la Justicia y la Contraloría. ¿Se animará alguien? ¿El fiscal Arnaldo Giuzzio, tal vez? Una de estas circustancias tiene que ver con su participación en la propiedad de la hoy famosa empresa de publicidad Sistema Siete, que junto a una red de agencias es privilegiada con buena parte de la millonaria torta publicitaria de organismos estatales o binacionales como Itaipú, Yacyretá, Depacho de la Primera Dama, Repadeh, Secretaría de la Mujer, etc. El 31 de octubre de 2006, el periodista Richard Ferreira publicó en Última Hora una primera nota, alertando que una "telaraña de agencias maneja la imagen y publicidad estatal", y deslizó la siguiente versión: "Hay fuertes indicios de que la agencia (Sistema Siete) es en realidad del propio presidente (Duarte Frutos)". El 3 de diciembre de 2006, en ABC Color, Mabel Rehnfeldt y Sandra López iniciaron una serie de publicaciones, afirmando que la agencia que acapara la publicidad estatal es, efectivamente, propiedad de Duarte Frutos. Rescataron declaraciones que Nicanor hizo al mismo diario el 28 de noviembre de 2002, antes de ser presidente de la República, en las que sostenía: "Tengo una pequeña empresa, tengo acciones". "Sistema Siete se denomina...". Prisionero de sus propias palabras, Nicanor se vio obligado a contradecirse. Esta vez dijo que no era el dueño, solo un accionista, y que en diciembre de 2002 abandonó la empresa. Sin embargo, el que aparece como principal directivo de la agencia, Enrique Ruiz Díaz, declaró a Radio Primero de Marzo que Duarte Frutos "solo fue empleado" de Sistema Siete. ¿A quién creer...? Las supuestas acciones que Nicanor tenía en Sistema Siete no aparecen en ninguna de sus dos declaraciones juradas, pero sí aparecen otras acciones, por valor de 30.000 dólares, de una empresa denominada "Bussines Corporation International". Siguiendo la pista, Rehnfeldt y López descubrieron que este otro negocio en el que estaba metido el presidente es un puerto privado en Ciudad del Este, vinculado al poderoso empresario fronterizo Carlos Barreto Sarubbi, que fue denunciado reiteradas veces como un sitio por donde varias empresas (como "Latina Import") ingresaron mercaderías de contrabando y evadieron al fisco por cifras millonarias. Acosado por las denuncias, Duarte Frutos pidió que la Fiscalía investigue a Sistema Siete. El fiscal general, Rubén Candia Amarilla, designó para el efecto a Sergio Alegre, quien varias veces fue visto jugando partidos de fútbol con el presidente en Mburuvichá Roga. El fiscal Alegre fue el mismo que investigó el caso de la millonaria evasión de Latina Import (que operaba por el puerto del cual es socio el presidente), pero todo quedó en el opa rei. De ser dueño de solo un trozo de piola como "ropero", Duarte Frutos hoy es propietario de casi toda una cuadra de edificaciones en Barrio Herrera. Aunque generalmente juega a decir que "no tiene plata", a veces algo íntimo lo traiciona y aparece con evidentes ostentaciones, como la que realizó el día de las elecciones coloradas, cuando apareció a votar a bordo de un lujoso automóvil Subaru Impreza, recién adquirido. Hay quienes hablan de la compra de un avión, que quedó a medio camino. Hablan de estancias en el Chaco, o de otras propiedades y empresas, pero nada ha podido ser demostrado con documentos. La última versión, dada a este blog por un ejecutivo de la misma empresa, es que Nicanor compró recientemente Radio Caaguazú de Coronel Oviedo, la legendaria emisora fundada por el músico Hilarión Correa, precisamente el medio en el que empezó su oficio en el periodismo, cuando era aún adolescente. ¿El sueño de la radio propia? Pero otro aspecto llamativo, que también reclama una investigación a fondo, es el caso de algunos parientes y amigos que se enriquecieron de la noche a la mañana, desde que Duarte Frutos llegó a la primera magistratura. Por ejemplo, Gerardo Martínez, un carpintero ovetense, socio de Rodrígo Espínola Soaleche, primo de la primera dama, que en dos años le facturó 3 mil millones de guaraníes al Ministerio de Educación y pasó de una humilde casita a una mansión en pleno centro de Coronel Oviedo. Por ejemplo, Federico Frutos, ministro de deportes y primo hermano de Nicanor, que entre 2004 y 2005 obtuvo 23 adjudicaciones, la mayoría del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones, y le facturó al Estado más de 5 mil millones de guaraníes. Por ejemplo, José David Orrego, esposo de la hermana de la primera dama, quien de su condición modesta pasó a adquirir en 2003 una estancia de 3.750 hectáreas en el Chaco, por 183 mil dólares. Por ejemplo, Rodrigo Espínola Solaeche, ahijado de Nicanor, un joven estudiante de ingeniería que vivía en la casa del presidente, que compró una vivienda por 350 millones de guaraníes al contado en el barrio San Cristóbal. Un detalle pintoresco, que demuestra la extravagancia de los "nuevos ricos" del entorno presidencial: José David Orrego, Federico Frutos y Rodrigo Espínola Solaeche se compraron la misma marca y modelo de camioneta todo terreno: tres Dogde Ram cero kilómetros, por las cuales cada uno pagó 57 mil dólares a la firma Cencar. En su discurso electoral como candidato, Nicanor dijo varias veces que una de sus grandes aspiraciones es abandonar el poder sin enfrentar procesos judiciales, ni ser acusado por su pueblo de haberse enriquecido ilegalmente. Hasta ahora, todos quienes ejercieron el cargo de presidente de la República en la transición democrática, han estado sospechados, acusados o procesados por delitos de corrupción. El general Andrés Rodríguez Pedotti, quien derrocó al dictador Stroessner, se llevó a la tumba las muchas sospechas de haber estado involucrado en casos de narcotráfico. Juan Carlos Wasmosy fue condenado a 4 años y 6 meses de prisión por el auxilio irregular a un banco que defraudó a sus ahorristas, pero fue sobreseido. Raúl Cubas Grau fue procesado por malversación de fondos y por la liberación ilegal del golpista Lino Oviedo, pero fue sobreseído. Luis González Macchi fue condenado por enriquecimiento ilícito a 6 años de prisión y hoy goza de la reclusión domiciliaria. ¡Triste destino el del Paraguay: ver a sus presidentes terminar sus mandatos con cuentas pendientes con la Justicia! Nicanor Duarte Frutos, el humilde periodista que se transformó en político millonario, ¿logrará ser un ex gobernante diferente? P.D.: Fui compañero de tareas de Nicanor, en la época en que todos éramos pobres, felices e indocumentados, como diría Gabriel García Marquez. Alguna vez me tentaron a ser funcionario público, pero me aburrí pronto y prometí que nunca más. Prefiero seguir siendo periodista, pobre... pero divertido.
    fuente:

    viernes, febrero 23, 2007

    Pintó Oscar de barrio 9 de abril, Bs.As.

    Oscar Fariña

    dio una vuelta por Paraguay

    estos días infernales

    y nos dejo la plaquete de poesia llamada

    Pintò arrebato, buenos aires, no soporto verme feo, 2006.

    Les dejamos con uno de los poemas, para que vean el espíritu barrio 9 de abril que penetra sus hojas:

    manchas

    cuando mi vieja

    se hizo el documento

    argentino tenía

    lo dedo tan roto

    de fregar

    la casa argentina de

    su patrona argentina

    que al momento

    de tocar el pianito

    la tinta

    acumulada en lo tajo

    traversale del pulgar

    le impidió

    al cobani

    hacer una buena

    impresión de la hueya

    y hoy por eso

    en vez

    de prolija espirale

    la identidá -extranjera

    de mi mamá -paraguaya

    para la ley -argentina

    consiste en una mancha

    PD: para los interesado, Oscar insufla la misma garroneada patada en su fotolog:

    http://www.fotolog.com/pintoelarrebato2

    miércoles, febrero 21, 2007

    Un país atakado por un Kuru (sarna) egoísta?

    un nuevo espacio-tiempo (más que país, definitivasmente un no-Estado) con leyes propias como el egoísmo (Stirner) y el anarquismo (Barrett), dioses superficiales como la pereza (Lafargue), una nomenclatura parisitaria, ya de lo animal, de lo mitológico-aborigen, ya de otro (yo) blog...

    martes, febrero 20, 2007

    Todo procede del lujo de la vagancia

    VAGANCIA Acostumbrado como estoy a los horrores de la democracia, no me ha sorprendido que se haya encarcelado a las ciudadanas Lorenza y Lucía Arce, por el crimen de descansar. En los países civilizados, empezando por Francia, se castiga severamente a los que no hacen nada, y lo que es más fuerte, a las que no hacen nada. Pero no se preocupen nuestras damas; aunque las mujeres de los ricos desprecien todo trabajo y eviten aristocráticamente hasta el de dar de mamar a sus hijos y a veces el de tener hijos, el Código no va contra ellas. No es su pomposa ociosidad la que corre peligro, sino la ociosidad de las Arce. La ley se ha dictado contra los pobres. Se trata de defender la sociedad, cimentada sobre el oro; la amenaza viene del lado de los desposeídos. ¿Se concibe un esclavo con las manos libres? La mano del miserable, cuando no está obligada a servirnos, acaricia el puñal, la bomba de dinamita o la ganzúa. Esas manos color de tierra nos maldicen. Bajo esas frentes que se levantan del yugo hay una tempestad silenciosa. ¡A la cárcel con todo eso! El vago es el rebelde, es el que encuentra tiempo para pensar. Jesucristo era un vago. Si hoy se metiera a redimir hubiera acompañado a las ciudadanas Arce a la comisaría, y después a la prisión. Hubiera convencido a los vigilantes, al comisario y a los guardianes y al alcaide de lo triste de su faena, los hubiera conquistado a la divina vagancia. Les hubiera dicho que no hay que trabajar en la ciudad estéril, que no debemos profanar nuestros cuerpos y nuestras almas en colaborar al egoísmo universal. Preciso es meditar nuestro destino y nuestra naturaleza, y para meditar hay que sentarse, echarse, para soñar hace falta el reposo y la noche. Todas las ideas nacieron de la pereza y del desdén. Todo lo nuevo ha venido del lujo, y el más elemental de los lujos es no trabajar. ¡Pobres trabajadores a jornal! ¡Pobres ruedas del terrible engranaje, condenadas a girar sobre sí mismas en el mismo sitio! ¿Queréis transformar el mundo? Son los bohemios los que lo han hecho todo en el mundo. ¡La huelga, la santa huelga! ¿Queréis traer la libertad, y no la tenéis en vosotros? Soltaos y hablad después. Sólo hay un trabajo fecundo, aquel para quien estamos especialmente designados, el trabajo que se ama. El trabajo que nos imponen por un pedazo de pan deshonra a quien lo hace y a quien lo encarga. Lo que se compra es malo. Lo que se da es bueno. Mejor es andar por los caminos pidiendo limosna que vendernos por hambre a las maniobras ajenas. Mejor es ser sostenido por la caridad que por la codicia. Entre la mina y la cárcel, ¡oh cristianos!, la cárcel. ¿Qué hubiera elegido el Cristo? En la cárcel se reflexiona. La verdadera cárcel es el trabajo mercenario. La verdadera cárcel es donde no brotan las ideas, donde la carne dolorida, envenenada de sudor y de humillaciones, cae asesinada todos los días al hoyo de un sueño sin esperanza. La ley ordena el trabajo porque es una explotación, y sobre todo porque es un embrutecimiento. Prohibe la vagancia porque es la idea, y toda idea es subversiva. Son las ideas lo que se persigue. El trabajo inconsciente es el sucedáneo del opio con que los ingleses forzaron la China, y del alcohol con que los yanquis agotaron a los indios. Matar los gérmenes intelectuales por medio de las industrias-presidios y de la instrucción burocrática obligatoria: he aquí el programa conservador. Hay que reemplazar con algo las cadenas católicas. Hay que inventar otras tiranías que sustituyan a las ausentes. Hay que maniatar y amordazar a las generaciones, aprovechar el fanatismo de la ciencia positiva y de la disciplina militar, sustentadoras del régimen capitalista. Hay que aprisionar a lo que huye, vuela, se pasea, vaga. Hay que detener a los vagos. ¿Mas qué importa? Las ideas no se detienen; vagan formidablemente. Para ellas sí que no se encuentran gendarmes.
    De A partir de ahora el combate será libre, Rafael Barrett, Madrid, Ladinamo Libros, 2003

    lunes, febrero 19, 2007

    Noticias desde Paraguay

    Después de leer Noticias desde Paraguay de Lily Tuck me quedan flotando algunos comentarios. Antes que nada debo aclarar que manejé la edición castellana de Grijalbo y que, como no soy crítico literario sino historiador, lo primero que hice fue ir a final del libro a ver si citaba las fuentes que había utilizado. De hecho, encontré una “Nota de la autora” en donde además de citar sus fuentes hacía otras aclaraciones. Esta “Nota de la autora” quiero dividirla en tres apartados, cada uno de los cuales merece un comentario, los que me sirven para reflexionar a partir de la obra.El primero, el referente a las fuentes. Utiliza Tuck las obras clásicas en inglés de Burton, Masterman, Thompson y Washburn. Todos estos autores publicaron sus libros entre 1869 y 1871. Es decir, que si por un lado había una descripción vivencial de los sucesos, por otro no son más que miradas de cuatro varones, tres ingleses y un norteamericano, de tres-cuarto de siglo diecinueve. Imágenes estereotipadas e interesadas (pensemos el caso de Washburn, ministro de Estados Unidos en Paraguay, quien fuera expulsado por López acusado de estar involucrado en el complot de 1868). Cualquiera que quiera trabajar la Guerra contra la Triple Alianza ha de utilizar estos libros, pero quizá más que como fuente a seguir, como documentos a ser trabajados. A lo mejor la autora de Noticias desde Paraguay no pueda leer en castellano, pero hay otros historiadores estadounidenses como Harris Gaylord Warren o Thomas Whigham que le pudieran haber sido de mucha ayuda.Hasta qué punto una obra de ficción como esta debe realizar una profunda investigación histórica. Quizá me traicione la profesión, pero me parece que, en honor a la seriedad, no se puede quedar con sólo estas cuatro obras señaladas. En una entrevista en la página digital de BookBrowse (www.bookbrowse.com) Lily Tuck habla que la poca cantidad de material escrito en inglés sobre el Paraguay del siglo XIX le permitió usar más su imaginación. Para ser sinceros, la autora no se esforzó mucho en buscar más material, y se nota. El retrato de la sociedad, por ejemplo, deja mucho que desear. No avanza más allá que la caracterización de la familia de los López y sus allegados, y el personal extranjero.Sin embargo, y pasamos al segundo comentario sobre la “Nota de la autora”, se dirá que a fin de cuentas es una novela, histórica sí, pero novela al fin. De hecho Tuck llama la atención sobre el particular insistiendo en que el sustantivo novela prevalece sobre el adjetivo histórica. Pero hasta dónde llegan las licencias literarias al tratar dos personajes reales extremadamente conocidos, al menos por estas latitudes. La caracterización de Francisco Solano y de Elisa Lynch es muy simplista y estereotipada. Se termina de leer el primer capítulo y la pintura está lista: Francisco Solano el joven que se lleva la vida por delante, malcriado y dueño de una inmensa fortuna; Elisa, la mujer elegante y fina que al acostarse por primera vez con FranciscoSolano, después que este le hubiese regalado una yegua, “no se quedó dando vueltas en la cama, preguntándose cómo iba a pagar el alquiler, los sirvientes, sus propios vestidos”.La extraordinaria vida sexual de Francisco Solano (“López estaba acostumbrado a las mujeres. Para él eran como el pan o el agua.”) responde al estereotipo del caudillo macho latinoamericano, con su consabida contraparte de la sometida y callada mujer (cuánto se hubiesen beneficiado Tuck y su obra, y los lectores, de haber leído ella a Bárbara Potthast...). Perfecto condimento para imaginarse o, mejor dicho, completar la falta de investigación con escenas de masturbación, tanto masculinas como femeninas, y sexo oral.“¿Dónde está, por tanto, la frontera entre realidad y ficción? Podría preguntarse un lector. Como regla general, yo diría que lo que parece más improbable es seguramente verídico”. Esta cita está sacada de la misma “Nota de la autora”, y como regla general, y más en este caso, me parece muy peligrosa y engañosa.El problema, y llegamos a tercer ítem, es que Lily Tuck parte al escribir su obra con una idea preconcebida de sus personajes: “Por supuesto que existió la bella e insensata Elisa Lynch, tal como existió Francisco Solano López, tirano cruel y ambicioso”. De lo que se trata, entonces, es de plasmar en el libro esta concepción. Por supuesto que en una mesa de café se puede discutir sobre Francia o López, y a lo mejor sin que ninguno de los presentes haya leído nada sobre el particular más que le que estudió en la escuela. Sin embargo, escribir implica una dosis de seriedad y responsabilidad para fundamentar la opinión, y sobre todo para matizarla. No hace falta insistir que en la vida, y menos en la historia, nada es blanco o negro.Sin embargo, este libro hubiese pasado desapercibido y quizá no hubiese sido traducido si no hubiese ganado el National Book Award en 2004, que es el premio más prestigioso en Estados Unidos para una obra de ficción. Es cierto que en el mundo anglosajón pocos son los que podrían ubicar en un mapa a Paraguay, y muchos menos los que conocen su historia. Es por eso que el comentarista del Publishers Weekly puede afirmar que es “una novela excelentemente documentada”, o el crítico del New York Times creer que la novela “nos proporciona un contundente retrato de una mujer y de toda una cultura”.No soy crítico literario, apenas historiador, pero si de novela histórica se trata he leído cosas mucho mejores, como Velasco de Guido Rodríguez Alcalá. Que publique en Paraguay y no en Estados Unidos tiene sus pequeñas desventajas, pero eso es otro tema.
    Ignacio Telesca
    fuente:

    sábado, febrero 17, 2007

    Sobre el oficio de escribir poesía

    Una ingenuidad aleixandresca, en todo caso… precisamente hablamos de impulso, no de imitatio. Villon, Gryphius, Blake, Baudelaire, Poe… Inventa no sólo sus precursores y sus lectores sino el árbol mismo… La poesía siempre es solitaria, egoísta, stirneriana, es decir, no universal en el sentido hegeliano. El ritmo, Yeats, siempre… si hablamos de poesía. El otro importa en la vida real, no en el poema. Eso es muy rebuscado, retórico, mallarmeano… La gente lee poemas, no póeticas; eso es una invención tardía, un mito de la modernidad y de las vanguardias, hoy muertas o fagocitadas por una traditio renovada. Las más de las veces es el comienzo de la metafísica: es difícil nombrar, representar, filtrar el yo o la multiplicidad de los yoes que pueda ser o estar siendo, pero supongo que todo poeta sueña con ese momento climático, supremo. El aislamiento y el solipsismo más refinados que sean posibles. Poesía egoísta, única, “menor” en el sentido deleuziano, es decir, en tanto alejada de los grandes cánones y de todo modelo preestablecido. El feedback entre lo poético y lo real… Después del poema, nunca catártico, volver a la lectura de lo real enfrentándolo con el cinismo de los niños desencantados, ya que nuestra existencia es una escritura encantada, alucinada e irreal —aunque de efectos catastróficos, a pesar de todo. La primacía del discurso, obviamente; si no, vendería manifiestos y alegatos populistas, nada más… El primer lugar para la poesía, el más alto, es el único discurso que llega a desbaratar la espectralidad cotidiana, a la manera de Shelley en su “Defensa de la poesía”. La lichtung, la media luz, la falta de transparencia como humus vital desde el cual hablo, escribo y sufro… La penumbra turbia de la mística nórdica más que la luminosidad mediterránea de la mística platónica o plotiniana. Lo local y universal son categorías ajenas al egoísmo poético, al anarquismo extremo del auténtico creador, pero el locus tiene cierta proximidad con la manía dionisica que rompe todos los espacios, por lo menos lingüísticamente. El lenguaje habla lo que puede: si es incomunicativo, suponemos que es la stimmung epocal que nos toca vivir y que no será algo que dure para siempre.

    viernes, febrero 16, 2007

    ¿Quien no la teme a la "Bala", sr. Medo?

    La bala perdida desde la zona oscura Me parece que hasta hoy Zona Dark (1991) de Montserrat Álvarez es un título que ha sido leído de manera parcial con respecto a todo lo que nos ofrece como exploración y desarrollo de lenguaje. En el Perú lo conocemos como un documento de la violencia política, fue escrito poco después de la Caída del Muro de Berlín y en paralelo tanto a la oleada terrorista de los grupos Sendero Luminoso- PC y MRTA, que dejó en nuestro país más de 60,000 muertos y desaparecidos, como al inicio de la dictadura fujimorista. Lo conocemos como testimonio de la angustia y el desencanto generales. Como nos lo recuerda Ericka Ghersi: “pocos años antes de la salida del poemario, en el plano internacional se había producido la disolución de la Unión Soviética, el fin de la guerra fría y la caída del muro de Berlín, entre otros”. Lo conocemos también como la huella de una época en la medida que refleja tanto la angustia como el escepticismo de los jóvenes limeños en un momento de contínua conmoción. Etcétera. Personalmente considero estas lecturas, aunque válidas, como las menos felices. Primero porque me resisto a creer que Zona Dark pueda ser visto como el libro de una “generación”. Nadie más lejano a la idea de colectivización social que la propia Montserrat Álvarez, su autora. En segundo lugar porque Zona Dark es un libro, que si bien sintoniza con el espíritu de esa época al mismo tiempo trasciende los límites su consciencia histórica. Como toda poesía legítima está más allá de las circunstancias inscritas en la biografía de una generación. Sus quince secciones, se constituyen en puestas en escena cuyo centro está en la urbe, o en su agonía, pero que escapan de aquí para articularse en otros espacios de reflexión filosófica, de contraculturalidad, de crítica del lenguaje hasta conseguir la autoexclusión de la idea de un autor para privilegiar más bien el conocimiento de la "verdad" y develar así la miseria humana instalada en el seno de la sociedad. El discurso de Zona Dark, que en el Perú fue leído como “insular” (tal vez por las dificultades para ubicarlo dentro de una tradición), brilla por su dicción en donde la alta cultura es traducida desde la contraculturalidad, en donde la jerga y los fraseos urbanos conviven con el tono baudeleriano de Las flores del mal, en donde el demonismo se resuelve como un testimonio de la idea cristiana de dios. Es decir, su universalidad permite que hoy se mantenga absolutamente vigente y pueda dialogar- clásicos aparte- con otros discursos latinoamericanos como los de Sergio Parra, León Félix Batista, Damaris Calderón y del propio Cristino Bogado, y otros más recientes como los de los chilenos Gladys González y Diego Ramírez. Al leerlo, creo que la aparición de Bala perdida es un motivo para revisitarlo, habría que recordar que fue escrito bajo la euforia de la exacerbación coloquial – que fue de las manos de los Nadaistas hasta las del ecuatoriano Edwin Madrid o las del costarricense Luis Chaves. En ese sentido Zona Dark representa un desplazamiento de aquel fervor coloquial hacia un campo del lenguaje en donde ocurre un entronque de las dos líneas fundamentales en la poesía latinoamericana, la inventiva (entendida como la ruptura con el concepto de un lenguaje poético con la inserción de elementos propios del habla callejera, como de la antipoesía así como de una noción – más que un decir – neobarroso, etc.) y la restitutiva, (que responde al espíritu de la vanguardia) Estas dos líneas se interpolan a través de un recorrido (y escarbamiento) por los diversos niveles de la realidad. Montserrat Álvarez aquí inauguró una zona oscura del(os) lenguaje(s), y de negación ante los órdenes binarios, en donde la narratividad aparece como una resistencia ante el concepto dieciochesco de lo lírico (y la puesta en duda no sólo de éste sino de la idea que tenemos aún sobre el habla poética) Pero entre Zona Dark y el título que hoy nos reúne han transcurrido muchos años, y muchos libros: el agenérico El Poema del Vampiro, Underground, Alta suciedad, Nerópolis, etcétera. Pese al transcurso del tiempo - y de ediciones -lo primero que noto en Bala Perdida es que su autora ha sabido mantenerse fiel a los principios de su escritura personal. Esta elección le permite dialogar con esa otra Montserrat, la autora de Zona Dark, con aquella otra que rubricó El poema del vampiro y con cada una de las otras Montserrates que han venido construyendo sus discursos. Esto nos permite aproximarnos a su escritura con la convicción de estar ante una obra que se nos muestra en la medida que cada libro posee esta capacidad de diálogo en donde las potencialidades del lenguaje devienen en nuevos campos. La de Montserrat Álvarez es una obra contínua, en la medida de su heterogeneidad, siempre que se asimile esta continuidad como una reificación, tanto del hablante como de su (s) espacios (s), y al mismo tiempo como capacidad de adentrarse en las realidades que se interpolan ya no en una urbe sino más bien en la idea o noción de urbe con perenne simultaneidad. Desde esta perspectiva es que podría afirmar que Bala perdida se hermana con Zona Dark en su esencia poética, es decir en donde la escritura aparece como el reflejo de una concepción filosófica. En Bala perdida hallamos 16 escenarios: “Todos aquellos", "Argos", "Preguntas", "Ella ve más lejos", "La señorita Tristeza y el ángel", "De las estatuas", "Caracola", "Botella al mar del futuro", "Canción idiota", "Poema cristiano", "Ars poética ii", "Lo que me dijo un día la vecina frente a la ventana, en su piso del barrio del Portillo, en Zaragoza", "Kazán Pulgoso", "De los nuestros", "Poema cursi para lo ya sido" y "Días de playa". Estos escenarios son reunidos en una estructuración heteróclita. Cada uno de sus “desarrollos” se configura como un fractal de la realidad y el libro resulta un secreto movimiento de sus correspondencias. “Todos aquellos” resulta una construcción - por momentos de tesitura antipoética con reminiscencias beat que reverberan a la sombra de “Howl” hasta incorporar en sus escalas la esencia de la melopoesis baudeleraina y la elegía satánica – en donde la poesía se abre para recoger a quienes la niegan y a quienes niega, es decir en donde integra en su territorio a los excluidos. “Argos” aparece como una furiosa crítica de la atomizada condición humana pero desde una orilla mítica. “Ella ve más lejos” se ubica como una reinterpretación de los alcances y el significado real y simbólico de la muerte, que se enfrenta con el concepto tradicional que se tiene de ella en occidente. Podría referirme así a cada “desarrollo” del libro y en su conjunto veríamos que cada uno, dentro de una apariencia estructural, representa una línea de fuga de la misma. Son “balas perdidas”. Cada texto es una ruptura ante la idea de un centro articulador. Todos ellos devienen hacia zonas y tonos opuestos, unos de otros. Desde el hermosísimo "Lo que me dijo un día la vecina frente a la ventana, en su piso del barrio del Portillo, en Zaragoza" escrito en la bonita tierra (como la tierra del pueblo) de Don Félix Álvarez hasta el tierno “La señora Tristeza y el Ángel”. Pero todos los textos confluyen en la marca inconfundible de su autora: el registro polifónico, la voluntad antilírica, el lenguaje incisivo, que en esta ocasión se desplaza por disímiles registros que van desde la ironía hasta la ternura, pero sobre todo con la lucidez, con una descarnada lucidez, que nos muestra que en realidad el único soporte válido para la poesía es su propio ser, su propia máscara, su propio grito. Autor del texto: Maurizio Medo poeta y crítico peruano

    jueves, febrero 15, 2007

    Doblete Luigi Amara

    Una reseña en letras libres sobre ùltimo libro de ensayos del escritor mexicano Luigi Amara y un artículo del mismo sobre Robert Walser, que en diciembre se recordaba los 50 años de su muerte. http://www.letraslibres.com/index.php?art=11492 http://www.letraslibres.com/index.php?sec=6&art=11695

    martes, febrero 13, 2007

    APARTHEID

    Siempre quise saber cual es el algoritmo que lleva a un tenista a decidirse por una pelotita en particular en detrimento de las otras. Para mí todas son iguales en su redondez amarillo-verdosa. Pero para ejecutar su saque el tenista suele, indefectiblemente, pedir al ballboy tres o hasta cuatro bolas, desechar una o dos y guardarse otra en el bolsillo. Sólo una de ellas queda en la mano izquierda (en la derecha, en caso de que el tenista que está imaginando el lector sea zurdo), sólo una bola, la que sentirá el acelerado golpe de la raqueta, la que quizá en unos segundos más estará dejando su huella en la T del lado opuesto de la cancha o atropellando la red para convertirse en una aborrecible doble falta o −¿quién se atrevería a aseverarlo con certeza?− generando señales nerviosas dirigidas a las cuerdas vocales del juez de línea: out! Del mismo modo, también siempre quise saber por qué los escritores eligen desarrollar en sus cuentos un tema en especial desechando otros tantos posibles. ¿Qué es lo que hace sentir a un escritor que un tema es suyo, que podrá domar ese potro dejando a los otros correr libremente como un agua de la que no habrá de beber? Se pone un día a leer sus ideas; a dejar unos y eliminar otros de entre los X o Y argumentos que tiene minuciosamente anotados en un cuaderno o en un archivo de texto. −Este sirve. Este no corre. Tampoco éste. ¡Pero qué idea tan ridícula! Dios mío, éste es brillante; soy un genio. Este no. Borrar. Desechar. Este tema es magnífico. Y entonces escribe. Y entonces el argumento elegido para ser desarrollado va cobrando forma en el papel o en el monitor. El estilo va imponiendo su ley. Fragmentos desordenados de las miles de páginas leídas y la entremezclada voz de los autores emergen desde algún rincón de la memoria y acuden al llamado. La respiración de la prosa −tan femenina como la noche en algún texto de Octavio Paz− se va solidificando sobre el papel (encendiendo y apagando bits en el disco fijo). Entonces, tras el punto final, hay un cuento más, un nuevo habitante que engrosa las planillas estadísticas del mundo de las letras. Y los otros, los borrados, los no nacidos, los ahogados en el líquido amniótico o ahorcados con el cordón umbilical aguardarán allí, parsimoniosos, el momento en que otro escritor los conciba, los arranque del universo de las ideas, y los coloque en un cuaderno o en un archivo de texto. Y cruzarán los dedos deseando tener suerte cuando llegue el momento mágico en que el nuevo candidato a parirlos realice su selección, su criba a la manera de un Eratóstenes que en lugar de cribar números emparentados se dedicara a separar el arrogante oro de las atardecidas arenas de la orilla de un río.

    lunes, febrero 12, 2007

    domingo, febrero 11, 2007

    Vídeo musical del lisérgico Leary

    Timothy Leary meets Cheech & Chong & Peewee Bizarría sesentera aupada hasta los caretones 80 con el guru del LSD (sí aquel que dijo que podía drogar a una ciudad entera con lo que contenía un simple maleta!), mister "políticas del extásis" Timothy Leary

    sábado, febrero 10, 2007

    Blog donde se denunció plagio de Premio LaNación-Sudamericana 2007

    Por primera vez un blog mandó al traste un premio literario massmediático. Un comentarista del blog, pendex especialista en "Nada" de Carmen Laforet, obra a la que plagió minuciosamente la novela premiada Bolivia Construcciones y destronada por un jurado lector de blogs con conciencia de culpa glovalizante http://aguasfuertes2004.blogspot.com Abajo un comentario de famoso en el mundo del plagio y de los concursos literarios kurepas trukados y el link en cuestión Gus Nielsen dijo... Agustín: ¿sos el chico de 19 años que denunció el plagio a La Nación? Sos un K-po! Gran abrazo! Te ganaste un Playa quemada de regalo. Gus. sáb feb 10, 03:44:00 PM http://aguafuertes2004.blogspot.com/2006/12/bolivia-construcciones.html#comment-8463799545888175797

    viernes, febrero 09, 2007

    Poema de pleitesía perversa a Rocío Nuñez, Afrodita subtropical

    EL ASTRONAUTA PARAGUAYO NON TIENE OUTRO REMÉDIO QUE VOLAR NUMA BOA POR LA BELLEZA DEL CULO DEL UNIBERSO El Astronauta Paraguayo está Muerto de Amor Azul y de Amor Amor pero todavia vuela romântikamente como uma Kobaia vidente. Y vê La Belleza de la Tierra. Y vê La Belleza del Culo del Uniberso. Y vê La Belleza del Amor Amor. Y vê La Belleza del Amor Azul. El astronautita parece um Tango Kurepi volando pero vuela Máximo Qumbiêro. Y vê una Chica Hermosa. en minúsculo bikini entre Palmeras Azules y Cataratas del Yguazú. ¡Y es Rocio Núñez com su Magia di Cola y Tetas! ¡Y es Rocio Núñez com su Magia di Cola y Tetas que te salva de la mala onda de las baladas mais caretas! Y el astronautita quere volver. Quere voltar a Paraguay apesar de la alta contaminación del Lago Azul de Ypacaraí. Y quere bailar Cumbia com Rocio Núñez. Y quere Besso Sincero de Rocio Núñez. Y quere Amor Azul de Rocio Núñez. Y quere beber Rocio Núñez hasta la Morírse di Amor Amor novamente entre Palmeras Doradas y Cataratas del Yguazú. Y quere Ternura Caliente de Rocio Núñez. Y quere igual mas diferente. Y quere nascer nuebamente com Rocio Núñez. Y quere esquecer. Quere esquecer para siempre la Chica del Chocolate Caliente. Porque la Cumbia nunca será esse tema concheto de los Backstreeet Boys. Porque la Cumbia nunca será esse tema concheto de los Backstreeet Boys. de "EL astronauta paraguayo", próximamente en Jakembó editores

    jueves, febrero 08, 2007

    Peleshian,cineasta armenio

    Beginning "En el inicio" (1967), del cineasta armenio Artavasz Peleshian, un clásico de la historia del cortometraje, cumple 40 años...

    miércoles, febrero 07, 2007

    "Bala perdida" de Montserrat Álvarez

    Ediciones El billar de Lucrecia
    presenta sus dos últimos títulos
    Zimbabwe de Eduardo Padilla (México)
    y
    Bala perdida de Montserrat Álvarez (Perú-Paraguay)
    Presentan
    León Plascencia Ñol, Ángel Ortuño, Eduardo Padilla y Rocío Cerón
    Jueves 22 de febrero, 20 hrs
    Fondo de Cultura Económica Librería José Luis Martínez Av. Chapultepec 198 Col. Americana Guadalajara, Jalisco
  • Lucrecia junta bolas para su Billar
  • martes, febrero 06, 2007

    50 años de Poesía Concreta

    Sátira constructivista de Havel, pòeta y ex presi de Checoslovaquia (hoy república checa) , sacado de:
  • Poesía Visual
  • Autor del célebre "El Goto" filma su primera peli en Paraguay

    Asunción, Paraguay, Martes 06 de Febrero de 2007

    Cásting en el CCPA

    En el Centro Cultural Paraguayo-Americano (España 352) se realizará un cásting para el largometraje “La casa”, de José Eduardo Alcázar. El proyecto cuenta con el apoyo de Fondec y se necesitan 4 actores mayores de 30 años, dos varones y dos mujeres.

    Se recibirán los datos de los interesados con una foto mañana miércoles hasta el viernes, en el horario de 9:00 a 17:00, en el departamento cultural del CCPA. Los seleccionados serán llamados nuevamente para una prueba de cámara. El cachet para los actores será de 200.000 guaraníes por jornada y el inicio del rodaje está fijado para dentro de unos meses. Alcázar es un brasileño radicado en el Paraguay que ha realizado numerosas producciones en el campo publicitario.

    fuente: www.abc.com.py

    lunes, febrero 05, 2007

    sábado, febrero 03, 2007

    Kaleidoscope, 1967aparece "Side Trips"

    KALEIDOSCOPE - Lie To Me Kaleidoscope, grupo más oscuro que Velvet Undergroung, lanzó en ese año milagroso su Lp "Side Trips"...cuyo hit principal, valga la ironìa, fue "Egiptian garden" (cribbed fron Emus Gunduz, como decìa nuestro casete de "grandes éxitos"). Lie to me, es del mismo disco y da idea de las tendencias del grupo: fusionar Oriente con Occidente musicalmente, el Magreb con el delta del Mississippi, ser precursores de la música étnica, mixturar noise urbano de la psicodelia con instrumentaciòn àrabe...Un grupazo (David Lindley ainda sigue en solitario dando vueltas por ahí, alguien lo recordarà acaso tocando con Ry Cooder en la soundtrack de Paris Texas por ejemplo)