kurupí akärakú paraguay akärakú kurupí paraguay akärakú paraguay akärakú paraguay

KURUPÍ, ÚLTIMO BICHO PILINGÜE Y VELVET-MAKÁ-URBANIZADO KE HALA Y FALA EN ESTE BLOG SU SECRECIÓN LINGUÍSTIKA, ESE PORO'UNHOL (PORTUGUÉS 10 % ESPAÑOL 70 %; GUARANÍ PIKANTE 20 %) SERÍA EN EL FONDO DEFINIBLE COMO UN SAN CULOTTISMO POÉTIKO, GRITO A CALZÓN KITADO, PENE ERECTISMO FULL TIME, UNA FALANGE ANARKO-PARA-MILITAR DE LA LETRA, UNA ALUCINAZIONE PARANOKIA-KRÍTIKA DEL DAS KAPITAL YANKEE, Y SU MAYO DEL 68 UN TSUNAMI-YIYISMO SIN BOMBACHA PRA XUXU, UN BAILE DE SAN VITO TEVINANDÍ PAGUASU!!!

lunes, octubre 08, 2007

Maquieira y Henry Ford, poetones!

El nombre de Diego MAQUIEiRA lo oì en algùn artìculo de Bolaño por primera vez. Bueno hojeando un libro suyo caigo en la pàgina esta, un poema fàntàstiko, claro el kuru ya lo habìa alzado sakándolo de un libro conspiraticio iinternacional, miren ahi el link

  • Ford xapoetante paranoia proto-Maquieira

    AIDE MÉMOIRE
    Decreto de excomunión del artista moderno

    "Por resolución de los ángeles y el juicio de los santos, excomulgamos, expulsamos, execramos y maldecimos a Baruj Espinoza, con la aprobación del Sto. Dios y de toda esta Sta. cOMUNIDAD, ANTE LOS Stos. LiBROS de la Ley con sus 613 prescripciones, con la excomunión con que Josué excomulgó a Jericó, con la maldición con que Eliseo maldijo a sus hijos y con todas las execraciones escritas en la ley. Maldito sea de día y maldito sea de noche; maldito sea cuando se acuesta y maldito sea cuando se levanta; maldito sea cuando sale y maldito sea cuando regresa. Que el Señor no lo perdone. Que la cólera y el enojo del Señor se desaten contra este hombre y arrojen sobre él todas las maldiciones escritas en El Libro de la Ley. Borre vosotros, que sois fieles al señor, vivid en paz. Ordenamos que nadie mantenga con él comunicación oral o escrita, que nadie le preste ningún favor, que nadie permanezca cob él bajo el mismo techo o a menos de cuatro yardas que nadie lea nada escrito o transcripto por él".

    extraído de Los Sea Harrier, Diego Maquieira, santiago, 1994, editorial Universitaria, p.25
  • http://www.lun.com/Reportajes/diente/detalle_noticia.asp?cuerpo=702&seccion=813&subseccion=915&idnoticia=C385426897732292

    2 comentarios:

    kurubeta dijo...

    http://www.lun.com/librerias/prt_em.asp?idnoticia=C379678738472917

    Las Últimas Noticias Volver

    --------------------------------------------------------------------------------
    Dice que prefiere mil veces el alcohol y la música que las hembras criollas
    Diego Maquieira: "Las mujeres chilenas son un tremendo cacho"
    Jazmín Lolas
    Sábado 13 de Diciembre de 2003



    El poeta, quien acaba de reeditar sus imprescindibles libros "La Tirana" y "Los Sea Harrier", dice que encuentra "sumamente lamentable" que no haya ninguna chilena con la que pueda entenderse.





    "Ya, ya ya: hazme luego la entrevista, porque me encuentro en un momento esencial de mi vida y mañana puedo morirme", dice el poeta Diego Maquieira, quien de entrada se define como un ser de alta velocidad. "Puedes preguntarme lo que se te venga en gana, pero rápido, rápido, que tengo otras cosas que hacer. Además, me importan una raja las entrevistas", agrega.

    -¿Se refiere a esta entrevista o a todas?

    -A todas. Me importa un carajo el periodismo, que no es para mí, sino para lectores de otro orden. Pero ya: dale, no más.

    Aunque parezca abrumado por el apuro, el hombre se sienta relajadamente en un sillón del living de su casa y, bien provisto de cigarrillos, agua y vino, se larga a hablar, a su singular modo, sobre su última gracia: la reedición, en un solo volumen (lanzado por Tajamar Editores), de sus libros más célebres, "La Tirana" y "Los Sea Harrier", auténticos hitos de la reciente poesía chilena, publicados originalmente hace veinte años, el primero, y hace diez, el segundo. "Es una edición aniversario que no merece ningún tipo de celebración y que no me interesa", afirma Maquieira.

    -Pero ambos libros eran inencontrables, y no deja de ser interesante que nuevos lectores ahora puedan acceder a ellos.

    -Eso me da lo mismo. Prefiero echarme un buen polvo con una mujer que me conmueva que preocuparme de si algún poema mío le gusta a algún lector.

    -En "La Tirana" escribió que nos educaron "sin imaginación y malos para la cama". ¿Sigue asegurando lo mismo veinte años después?

    -Yo les voy a dar un consejo a las mujeres chilenas. Es un consejo grosero, bastante vulgar y muy ordinario, pero que les va a servir mucho si lo llegan a entender, porque no se los voy a explicar. El consejo es el siguiente: hay algunos hombres que son muy buenos para el pico, pero muy malos para la cama. Eso es lo único nuevo que te puedo decir, porque se trata de un poema muy antiguo, del cual no quiero ni siquiera acordarme.

    -¿Por qué a los guerreros de "Los Sea Harrier" les está vedado el amor?

    -El guerrero es un hombre que está destinado a la muerte y que puede tener la gran suerte de tener un amor muy efímero, y además puede tener la más grande suerte, de repente, de que ese amor pueda engendrar un hijo. Pero ese guerrero desaparece. Y le está vedado el amor porque el amor es, aparte de efímero, doloroso y una inmensa mentira: es la mentira más fabulosa que ha inventado la humanidad.

    -¿Porque se acaba y hace sufrir?

    -Porque no existe, que es mucho peor. O sea, te hace sufrir algo que ni siquiera existe.

    Mientras acaricia su voluminoso abdomen, Maquieira cuenta que jamás lee diarios ni revistas y que tampoco ve televisión. "Sólo escucho radio, que me encanta, porque es una buena compañía y reemplaza de algún modo la ausencia de mujer, así como lo hace el vino. Un buen vino y una buena música son superiores a una mujer chilena. Las mujeres chilenas son un tremendo cacho", asegura.

    -Se podría decir lo mismo de los hombres chilenos.

    -Sí, claro. Los hombres en este país son de lo peor, igual que las mujeres. Las mujeres son bastante básicas, elementales, insensibles y materialistas. Quizás los hombres no son tan materialistas.

    -¿Y son muy interesantes, diría usted?

    -No, los chilenos son los hombres más aburridos del mundo y también los más incultos. Pueden ser buenmozos, simpáticos y divertidos, pero son intolerables en el tiempo. Como las mujeres. No quiero saber nada con las mujeres chilenas. Me interesan las colombianas, las peruanas, las brasileñas, pero no las chilenas. Encuentro sumamente lamentable que no haya ninguna con la que yo pueda entenderme.

    -¿Qué le hace creer que con las colombianas podría entenderse?

    -Las colombianas tienen una calidez extraordinaria y un castellano superior. No manipulan, como las chilenas, que son expertas en extorsionar. Las colombianas, en cambio, son mujeres que satisfacen y saben hacer feliz a un hombre. Las chilenas negocian su sexo en base a un materialismo profundo, porque buscan seguridad, poder y control.

    -Nómbreme alguna virtud de las chilenas. Después de todo, usted se ha relacionado con algunas.

    -Sí, las hay simpáticas, bellas, cariñosas y de una gran generosidad. Hay mujeres muy desinteresadas, mujeres que merecen mucho más de lo que han recibido. Pero por alguna razón provocan algo negativo, que no sé de dónde viene. Quizás de la educación, de muy malas experiencias sentimentales y sexuales. Yo ahora estoy hecho un asceta: prefiero mil veces el alcohol y la música que una mujer chilena.

    -Y también la poesía, supongo.

    -Desde luego, antes que nada. A mi edad, por suerte, puedo prescindir del sexo por un buen rato.



    Nunca, jamás

    -Usted sostiene que el amor no existe, que es una gran mentira. ¿Ni siquiera existe como pretexto para escribir poemas?

    -No, tampoco. Yo no he escrito nunca poemas de amor y nunca voy a hacerlo. No le voy a escribir poemas de amor ni siquiera a la mujer que amo. Nunca, jamás.

    -¿Qué motivos tiene ahora para escribir?

    -No tengo motivos, no hago proyectos. Detesto los proyectos, porque no soy arquitecto ni ingeniero. Yo escribo en base a una visión, que es una epifanía, es decir, una revelación. Estoy escribiendo poemas que, si tengo suerte, puedo publicar el próximo año o el 2005 o, si estoy vivo, más adelante. Me he demorado como seis años en tener esa revelación. Por eso escribo un libro cada diez años.

    cristi dijo...

    asi es no más.que le vamos a hacer...