kurupí akärakú paraguay akärakú kurupí paraguay akärakú paraguay akärakú paraguay

KURUPÍ, ÚLTIMO BICHO PILINGÜE Y VELVET-MAKÁ-URBANIZADO KE HALA Y FALA EN ESTE BLOG SU SECRECIÓN LINGUÍSTIKA, ESE PORO'UNHOL (PORTUGUÉS 10 % ESPAÑOL 70 %; GUARANÍ PIKANTE 20 %) SERÍA EN EL FONDO DEFINIBLE COMO UN SAN CULOTTISMO POÉTIKO, GRITO A CALZÓN KITADO, PENE ERECTISMO FULL TIME, UNA FALANGE ANARKO-PARA-MILITAR DE LA LETRA, UNA ALUCINAZIONE PARANOKIA-KRÍTIKA DEL DAS KAPITAL YANKEE, Y SU MAYO DEL 68 UN TSUNAMI-YIYISMO SIN BOMBACHA PRA XUXU, UN BAILE DE SAN VITO TEVINANDÍ PAGUASU!!!

sábado, julio 07, 2007

Adios a los poetas muertos

Leer solo, desde ahora, autores vivos (lo contrario de la seudoteoría de petulante a la antigua de un Borges refugiado en la invalidez de su ceguera memoriosa),no sucumbir a esa costumbre academizante, museificadora y picaresca de deificar a los autores muertos (egiptología literaria), de elaborar disparatadas teorìas hoy ya incorroborables como el big bang. Las obras de los autores muertos han caducado desde el momento de sus muertas fìsicas, pues se trataba de meras invenciones subjeticas legitimadas como literatura por una convencion humanista, parasitaria de lo antiguo, etc..., pero esas invenciones cuando el autor vive y guerrea en la cotidianidad sustentan el dìa a día, por ejemplo para ganar guita, money para seguir vivos literalmente, poder seguir comiendo, cogiendo, viajando, escribiendo o autoengañarse para seguir en la lucha, no suicidarse, etc. Kafka (prometo citar por última vez a un autor muerto) estaba en lo cierto, mejor es quemar todos nuestros papeles manuscritos e inèditos, evitar la molestia de las ediciones pòstumas. No quedar en manos de los Max Brod, el gran traidor!Todo lo que escribimos es pura inmanencia que tiene valor hic et nunc en el gran ahora, nada más, para calentarnos con su fuego o para espantar a los lobos cuando descansamos en medio del campo....Llama inmanente, no gloriosa hoguera de la ñembo eternidad. Olvidemos a los muertos (a los autores muertos). Mentir, inventar, sucumbir al ñe'ë reì de la literatura es hoy, no mañana ni eternidad.

No hay comentarios.: