kurupí akärakú paraguay akärakú kurupí paraguay akärakú paraguay akärakú paraguay

KURUPÍ, ÚLTIMO BICHO PILINGÜE Y VELVET-MAKÁ-URBANIZADO KE HALA Y FALA EN ESTE BLOG SU SECRECIÓN LINGUÍSTIKA, ESE PORO'UNHOL (PORTUGUÉS 10 % ESPAÑOL 70 %; GUARANÍ PIKANTE 20 %) SERÍA EN EL FONDO DEFINIBLE COMO UN SAN CULOTTISMO POÉTIKO, GRITO A CALZÓN KITADO, PENE ERECTISMO FULL TIME, UNA FALANGE ANARKO-PARA-MILITAR DE LA LETRA, UNA ALUCINAZIONE PARANOKIA-KRÍTIKA DEL DAS KAPITAL YANKEE, Y SU MAYO DEL 68 UN TSUNAMI-YIYISMO SIN BOMBACHA PRA XUXU, UN BAILE DE SAN VITO TEVINANDÍ PAGUASU!!!

miércoles, agosto 09, 2006

Helio deshiela su convicción de ke la poesía es un juego de niños

Que la poesía es cosa de los primeros escarceos escriturales, paso previo, superable por la prosa. Que la prosa es cosa de intelectos demiúrgicos, que labran con piezas monumentales, munidos de conocimientos matemáticos, cabalísticos, que es una lucha de titanes. Que la poesía es adolescencial. Que la prosa es obra de la madurez vital, intelectual, cerebral, dental (ya asumidas con estoicismo las muelas del juicio), económica, sexual, Que la poesía es producto del desahogo instantaneísta, mero juego lúdico, de pasatiempo, ocio y sin plan previo. Que la prosa narrativa implica corregir, planear, trabajar, conquistar ideas, respetabilidad, metamorfosis pontificiales. Que la poesía no prueba la valía de un joven o viejo. Que la prosa narrativa es la iniciación a la mayoría de edad laboral, sublunar, impositiva, matrimonial, democrática-electoral. Que Blake, Rimbaud, Keats, Lermontov, Bachmann,Pushkin, Novalis eran unos vagos que emborronearon ciegamente unos cuantos papeles y a los cuales el señor helio diría con gusto:"No valis nada sino publicas novelas a los 20" Que Pound(Cantos), Whitman(Briznas de hierba), Zukofsky(A), Duncan, Olson, Rexroth, Corcuera (Noé delirante),autores practicamente de un solo y único libro,una y otra vez corregidos y aumentados a lo largo de sus vidas, nunca probarán lo suficiente su rigor intelectual, erudición, densidad y profundidad ideológicas porque sólo jugaban en las ligas menores de los versos. Viejas supersticiones de individuos engreídos tontamente por encaramamrse al gremio solemne de los narradores, que aparecen siempre en la edad madura y por eso si un perucha gana el estatus social y político de Último y Más Joven Premio Alfaguara sí hay que sacarse el sombrero ante él y no ante las raquíticas hojas llorosas de los poetas con acné. Déjese de joder con liviandades anacrónicas de ese tipo señor OsteoBuscador y Paraguayólogo epigonal (sabemos que tal "ciencia" fue sacada de la galera susurrealista de Giménez Caballero a partir de boludeces pensinsulares como la hispanidad). Hay muchísima gente que escribe desde muy jóvenes novelas tanto en América como en Europa y que usted ni yo recordaremos en los próximos años y sin embargo la poesía "infanto-juvenil" de Rimbaud cada vez más parece el manifiesto definitivo de la modernidad.

6 comentarios:

rain dijo...

Ah, las loas desmesuradas y las sentencias de un señor académico...

Me adhiero a este post cuyo espíritu es sin duda el que nos llena en estos tiempos de giros, vacíos, caos y ludens aún en medio de la borrasca.
Gran salute Kurupi.

Pendex dijo...

Cervantes decía "yo tengo de poeta la gracia que no quiso darme el cielo". Helio Vera repite lo mismo, pero en este caso tampoco tiene de prosista la gracia que sí tenía Cervantes. Helio Vera: un masoncito amargado, literato menor de la antología.

damasatan dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Dama Satán dijo...

"Yo que en vano me esfuerzo y me desvelo / por parecer que tengo de poeta / la gracia que no quiso darme el cielo". Tal es, amigo Péndex, si la memoria no me traiciona, la declaración de Cervantes (poética, por cierto). Generosa, como corresponde a un alma grande que no alberga rencor ante el talento de otros; es difícil ser un escritor valioso, pero más aún ser un hombre valioso. A fuer de pequeños en su arte, los escritores decorosos y mediocres son pequeños también en su desprecio manifiesto de lo que secretamente envidian. Muchos años de "oficio" (categoría que emparienta al arte con el "trabajo", siendo ambos experiencias estructuralmente disímiles) pueden llevar a aprender al tenaz autor sexagenario las destrezas susceptibles de transmisión didáctica, pero, como dijera Leonardo (la cita no es textual, es sólo una paráfrasis), lo que en verdad importa en el arte no puede ni enseñarse ni aprenderse. Hermoso post el tuyo, K., que me hace recordar ciertas privadas tertulias en torno al "otro" Platón, el de la "manía" y la "theis moira", en las madrugadas alcohólicas de Barrio Jara :D

Dama Satán dijo...

(Observacioncilla puntual para Kuru y Xanto: el misterioso tercer comentario desaparecido no esconde misterio sino que era mío y lo suprimí moi même porque sin darme cuenta había entrado como "anonymus". Y encima sin el "alcoholicus". Cero en cybertekhné.)

rain dijo...

Dama Satán, llenas mi cabeza de ideas...

estoy pensando en la belleza inteligente...